Hoteles en Peñíscola

Distancia (en línea recta)
  • 0,3 km
desde 85,00 €
Distancia (en línea recta)
  • 3,2 km
desde 300,00 €
Distancia (en línea recta)
  • 3,0 km
desde 65,00 €
Distancia (en línea recta)
  • 0,4 km
desde 300,00 €
Distancia (en línea recta)
  • 1,4 km
desde 43,00 €
Distancia (en línea recta)
  • 4,2 km
desde 68,00 €
Distancia (en línea recta)
  • 0,1 km
desde 68,00 €
Distancia (en línea recta)
  • 4,1 km
Distancia (en línea recta)
  • 2,6 km
Distancia (en línea recta)
  • 0,3 km
Distancia (en línea recta)
  • 2,6 km
Distancia (en línea recta)
  • 2,6 km
Distancia (en línea recta)
  • 2,0 km
Distancia (en línea recta)
  • 3,1 km
Distancia (en línea recta)
  • 0,9 km
Distancia (en línea recta)
  • 3,5 km
Distancia (en línea recta)
  • 4,4 km
Distancia (en línea recta)
  • 0,4 km
Distancia (en línea recta)
  • 4,0 km
Distancia (en línea recta)
  • 4,1 km
Distancia (en línea recta)
  • 0,2 km
Distancia (en línea recta)
  • 4,1 km
Distancia (en línea recta)
  • 2,0 km
Distancia (en línea recta)
  • 3,0 km
Distancia (en línea recta)
  • 4,1 km

Peñíscola, el refugio del Papa Luna

Peñíscola es uno de los principales centros turísticos de la provincia de Castellón. Su popularidad creció exponencialmente en los años 90, cuando se convirtió en destino de verano de numerosas personalidades de la vida pública en España. Sus playas, cercanas instalaciones deportivas, urbanizaciones y clubes privados constituyeron un caldo de cultivo ideal para atraer a los visitantes más acaudalados, pero lo cierto es que esta pequeña localidad tiene interés por sí misma, más allá de sus servicios para visitantes. El símbolo de Peñíscola es su castillo, que parecer asomarse hacia el mar y que da buena cuenta del pasado guerrero de esta fortaleza que protegía las tierras del Maestrazgo. El Papa Benedicto XIII, apodado el “Papa Luna” eligió en el siglo XIV este lugar como el bastión desde donde hacerse fuerte durante el cisma que dividió la Iglesia Católica. Desde este castillo, que se puede visitar, se domina el punto más alto de la península que forma la localidad. En verano, la fortaleza amurallada alberga varios festivales dedicados al teatro y a la música medieval.

En busca del alojamiento perfecto en Peñíscola

Pero, por hermosa que sea, la fortaleza no amuralla toda la localidad, y Peñíscola continúa más allá de los muros de piedra. Si nos alejamos brevemente de la costa, un paseo tierra adentro nos permitirá descubrir sus callejuelas hacia la zona más nueva de la localidad. Sus numerosos hoteles, sociedades de alquiler y agencias inmobiliarias son un buen reflejo del auge de esta localidad desde la óptica del turismo. En Hotel.info se puede reservar habitación en casi una variedad de hoteles de la localidad, con presupuestos y estilos para todos los gustos. Desde el elegante Hotel Spa Don Carlos hasta enclaves insospechados como las Casas del Castillo, pasando por un alojamiento céntrico y práctico como el Hotel Los Delfines.

Indique sus fechas de viaje para obtener las mejores ofertas hoteleras.